dar-vidamas

TODA MUJER ES BELLA

Escrito por: Alejandra Iturbe

Hoy quiero comenzar haciéndote una pregunta, cuando te miras al espejo, que percepción, pensamientos o emociones tienes en relación a lo que ves?
Pensando que tú exterior,  es la antesala de tu interior, la conexión entre el cómo te ves y cómo te sientes, será el reflejo de lo que debes mejorar en la relación contigo misma.

Puedes pasar gran parte de tu vida creyendo que si mejoras ciertas situaciones, encontrarás la felicidad eterna. Lo cierto es que la felicidad no funciona así, sólo en la medida que tú aprendas a amarte más, te llenarás de esa felicidad interior, que se verá reflejada en tu exterior.

Cuando manifiestas tu belleza interior, a través de tus acciones, estarás estableciendo vínculos afectivos, que van de la mano con el cariño, la empatía y la comprensión con las personas que te rodean.

Aquí te dejo algunos consejos que pueden ser de gran utilidad para que puedas reflejar en tu exterior, lo que llevas en tu interior:

  1. Aprende a quererte y valorarte más. Lo primero que debes creer, es que tú eres una gran mujer, una creación divina, bella por dentro y por fuera. No permitas que te hagan creer lo contrario. Cada mañana párate frente al espejo, resalta aquello que te gusta de ti, menciona alguna frase que eleve y mejore tu autoestima.
  2. No agrandes tus defectos. Puedes ser consciente de ellos y eso está bien. Habrá algunos que puedas mejorar, habrá otros que ni siquiera lo son y tú los quieres ver como tal, solo recuerda que no existe un solo ser humano que sea perfecto. Ámate tal cual eres!.
  3. Olvídate de las comparaciones. Vivimos en un mundo en donde los estereotipos se convierten en una guía que muchas mujeres quieren adoptar para sentirse aceptadas dentro del entorno social. Tú eres única e irrepetible, tanto a nivel físico, mental,  emocional y espiritual.  No busques parecerte a alguien más porque simplemente no lo necesitas.
  4. Actúa con coherencia. Pensar que tus valores y tus creencias son los que te definen esta muy bien, solo si tus actos van en la misma línea. Vive una vida congruente contigo, con tus valores, con tus necesidades y aspiraciones. Busca y encuentra ese equilibrio mental, emocional y espiritual, que te permita la libertad de ser “tu misma” dentro de un mundo tan cambiante.
  5. Disfruta tu vida. Ser feliz es una decisión que debes tomar cada día, aún cuando las experiencias no sean las mejores, puedes aprender de ellas y crecer. Recuerda que nada es permanente, disfruta cada instante que te regala la vida.

¿Te gustaría recibir en tu correo nuestro próximo artículo?

Ingresa tus datos para que recibas nuestros contenidos.

Mujer emprendedora, Directora del Proyecto Mujer de Fuerza y Carácter, desarrolladora de Materiales de Capacitación para Mujeres y Apasionada por Mentorear y Levantar y descubrir el Potencial de Mujeres de Fuerza y Carácter.

Port Relacionados

WhatsApp ¡Enviar WhatsApp!